Pedro Castillo

Histeria colectiva en la clase alta peruana con la llegada de Pedro Castillo al Gobierno

La inestabilidad económica amenaza a Perú.
miércoles, 16 de junio de 2021 · 09:00

Pedro Castillo esperó a que finalizara el conteo oficial de la ONPE el día de ayer para cantar victoria de las pasadas elecciones presidenciales de Perú, donde consiguió 44.058 más de su contrincante, Keiko Fujimori.

El partido de derecha Fuerza Popular no se dio por vencido fácilmente, y desde que se dieron los primeros resultados ya hablaban de fraude, lo que más tarde se convertiría en una ofensiva judicial que busca revertir el apretado resultado.

Reconteo de votos

Con los 4 magistrados de la junta nacional electoral a manos llenas de expedientes por revisar, en denuncias presentadas por ambos bandos, optaron por desestimar los últimos recursos interpuestos por los dos partidos.

El líder de Perú Libre, y nuevo presidente electo, se dirigió al país a través de la red social Twitter para agradecer el respaldo de poco más de la mayoría de los votantes, que han depositado su confianza en el profesor de Cajamarca Pedro Castillo.

Pedro Castillo

Un nuevo tiempo se ha iniciado. Millones de peruanos se han alzado en defensa de su dignidad y justicia. Gracias a los pueblos de todo el Perú que desde su diversidad y fuerza histórica me han brindado su confianza. Mi gobierno se deberá a toda la ciudadanía.

Mientras esto sucedía, el temor y la incertidumbre se adueñaron de los barrios más privilegiados de Lima, quienes no perdían la esperanza de que la hija del dictador Alberto Fujimori, pudiera cambiar la realidad electoral con una maniobra política.

Keiko Fujimori

Gran parte de la campaña de Keiko se basó en el desprestigio de su contendiente, al que calificaban de comunista y de que podría comenzar una cruzada de expropiaciones que debilitaría la afianzada economía peruana.

La inestabilidad económica ya es una realidad en la nación inca, puesto que el sol peruano ha perdido terreno frente al dólar, se acercó a una relación de 4 a 1 mientras la banca privada continúa la importación de divisas en efectivo para cubrir una demanda frenética.

Otras Noticias