FBI

FBI allana las casas de un oligarca ruso cercano a Putin en Washington y Nueva York

Los agentes federales aún no dan detalles de la misteriosa redada.
miércoles, 20 de octubre de 2021 · 09:24

Agentes del Buró Federal de Investigaciones de los Estados Unidos (FBI) allanaron este martes las casas de Washington y Nueva York que serían propiedad de Oleg Deripaska, un multimillonario ruso sometido a sanciones estadounidenses que está vinculado al presidente Vladimir Putin.

Dos fuentes familiarizadas con la investigación dijeron que la oficina del Fiscal de Estados Unidos en Manhattan, también conocida como el Distrito Sur de Nueva York, está liderando la investigación al magnate de la industria de metales.

Putin y Deripaska

En Washington, los agentes federales sellaron y registraron una mansión en uno de los vecindarios más ricos de la capital estadounidense, además, sacaron cajas de la casa con cinta amarilla, lo que la clasifica como evidencia, y remolcaron un vehículo.

Un portavoz de la Oficina Federal de Investigaciones de Estados Unidos confirmó que el FBI estaba llevando a cabo una actividad policial autorizada por la corte, que, según el Washington Post, está vinculada con el oligarca ruso.

Recolección de evidencia

Al mismo tiempo 3 camionetas del FBI convergieron en una casa de dos pisos en Nueva York, donde también se recolectó evidencia, con agentes bloqueando el acceso a la calle e impidiendo que los residentes locales circularan.

Washington impuso sanciones a Deripaska, de 53 años, y a otros rusos influyentes debido a sus vínculos con el presidente ruso Vladimir Putin, después de una supuesta interferencia en las elecciones de 2016 que Moscú todavía niega.

Inicia el caso Deripaska

Deripaska una vez empleó a Manafort, quien fue condenado en 2018 por cargos criminales derivados de la investigación de Estados Unidos sobre la presunta interferencia, pero fue indultado por el entonces presidente Trump en diciembre.

Según el Tesoro de Estados Unidos, el multimillonario actuó, o afirmó actuar, para el gobierno ruso, por lo que se inició una investigación que incluye lavado de dinero, amenazas a rivales, escuchas telefónicas ilegales, extorsión y crimen organizado.

Otras Noticias