Síndrome de La Habana

Un documento desclasificado revela la aparente causa del "síndrome de La Habana"

El gobierno de Estados Unidos tendría la respuesta en sus manos.
viernes, 1 de octubre de 2021 · 18:16

El síndrome de La Habana es una rara enfermedad que afectó en los últimos años a diplomáticos y espías de Estados Unidos estacionados en todo el mundo desde 2016 y generó una nueva teoría de conspiración que hablaba de un arma de microondas.

Pero es probable que los ruidos relacionados con la enfermedad, que se detectó por primera vez en la Habana, Cuba, sean causados por grillos, no por microondas, según un informe de revisión científica desclasificado obtenido por BuzzFeed News.

Embajada de Estados Unidos

En una solicitud bajo la Ley de Libertad de Información, este medio indagó sobre el síndrome de La Habana y consiguió datos sorprendentes. 

El Departamento de Estado encargó a una junta científica de élite que investigara qué pudo haber causado la condición inexplicable que se denominó "Síndrome de La Habana", pero el resultado de este informe se encontraba oculto del público en general.

Ninguna fuente de energía plausible (ni radio / microondas ni sónica) puede producir tanto las señales de audio / video grabadas como los efectos médicos informados.

La vicepresidenta Kamala Harris presentó los síntomas

Zumbidos en los oídos, presión intensa en la cabeza, problemas de visión, vértigo, lapsus de memoria y deterioro cognitivo fueron algunos de los síntomas reportados por los empleados estadounidenses que se vieron afectados por el síndrome de La Habana.

Los científicos reconocieron que “el sufrimiento reportado por los afectados es real”, pero también señalaron que la psicología de masas también puede desencadenar lesiones neurológicas en las personas.

Anurogrylis Celerinictus

La fuente más probable es el grillo de cola corta de las Indias, Anurogrylis Celerinictus. La llamada de este animal coincide, en detalle matizado, con las propiedades espectrales de las grabaciones de Cuba una vez que se tienen en cuenta los ecos de la sala.

Todavía algunos sostienen que son plausibles otras hipótesis, como la generación por dispositivos mecánicos, por ejemplo, un motor de bomba desgastado, o vibraciones de estructura.

Otras Noticias