ATENTADO EN CÚCUTA

Se conocen más detalles sobre el atentado en Cúcuta

Aparentemente el terrorista estuvo casi tres horas al interior de la Brigada 30 del Ejército.
jueves, 17 de junio de 2021 · 10:41

Con el transcurso de las horas empiezan a revelarse importantes detalles sobre la explosión en la Brigada 30 del Ejército Nacional, y que según el presidente Iván Duque, fue un atentado terrorista.

Aunque inicialmente una de las hipótesis fue que la explosión había ocurrido por un cargamento de explosivos de propiedad del Ejército, que se pudo detonar accidentalmente, esta teoría finalmente fue descartada, señalando que el responsable sería el ELN.

Tras instalar un puesto de mando unificado liderado por el mismo presidente Iván Duque y el ministro de Defensa Diego Molano, se dio inicio a las investigaciones, donde además participará un grupo de criminalística de los Estados Unidos, por petición especial del presidente.

Un carro bomba fue detonado este martes en la Brigada 30 del Ejército

Estas investigaciones previas han permitido revelar detalles como que durante el ingreso del vehículo no hubo mayores controles de seguridad, este solo fue revisado por un soldado y no había presencia de perros antiexplosivos, por lo que la carga no pudo ser identificada.

También se conoció que la camioneta marca Toyota, desde donde se hizo la detonación, tenía vidrios polarizados y placas JGX-180, vehículo que según el Fiscal General Francisco Barbosa, fue comprado en el año 2017 por 120 millones de pesos, mediante un contrato de compraventa por un residente en Cúcuta.

Este ciudadano que ya fue indagado por la Fiscalía, le aseguró al ente de control que en mayo había vendido la camioneta, tras ser contactado por personas que también están siendo investigadas, y que realizaron el pago de la compra en dos cuotas por medio de domiciliarios.

Varias oficinas administrativas quedaron destruidas tras la explosión

Según el registro oficial, la camioneta ingresó al cantón a las 12:32 del mediodía y era conducida por un sujeto, que de acuerdo a las investigaciones, se pudo confirmar no se hizo pasar por funcionario público, como se habló inicialmente, lo que abre más el debate sobre por qué falló la seguridad en el batallón.

Lo que más llama la atención, es que el vehículo no solo ingresó a la base militar sin mayor problema, sino que logró estacionarse y estuvo al interior de las instalaciones durante casi tres horas, antes de que se perpetuara la primera explosión.

Este punto en especial, genera cierta polémica, no solo porque es evidente que en el cantón no se detectó alguna irregularidad con el vehículo y su conductor, sino porque, según expertos, el supuesto terrorista permaneció demasiado tiempo en las instalaciones y pudo exponerse a ser detectado, lo que no solo genera múltiples preguntas sino que también es materia de investigación.

El Gobierno condenó estos hechos y prometió dar con el paradero de los responsables

No obstante, la Fiscalía asegura que el conductor logró salir del cantón minutos antes de las explosiones, la primera a las 3:01 de la tarde, y la segunda dos minutos después, lo que dejó a 36 personas heridas, dos de gravedad.

Aunque por ahora no hay capturados y el ministro de Defensa ofreció una recompensa de 500 millones de pesos para dar con los autores del crimen, quienes estuvieron a cargo de la guardia ese día en el batallón fueron relevados de sus cargos, dos mayores y cuatro suboficiales.

Otras Noticias